Algunos personajes ilustres del Cementerio de San Isidro

No hay mucha costumbre en España de visitar los cementerios… y es una pena, porque tenemos varios que bien merecen una visita. Uno de ellos es el de San Isidro en el que, por cierto, organizan visitas guiadas, por si os interesa. Yo os lo recomiendo. Para empezar hay que destacar las vistas sobre Madrid que tenemos desde el cementerio.

La Sacramental de San Isidro es el cementerio privado más antiguo de Madrid. Tiene varios ‘patios’ siendo el primero de 1811.

El Patio de la Purísima Concepción fue realizado según planos del arquitecto Francisco Enriquez Ferrer en 1852 y finalizado por José Nuñez Cortés unos 80 años después. La idea de Enriquez Ferrer era unir la vegetación con la arquitectura creando un cementerio romántico.
Aprovechando la incliniación natural de la montaña en la que se ubica el cementerio, por ejemplo, se realizaron una serie de acequias que permiten el autorriego de los árboles.
El cipresal del cementerio está protegido. Sus árboles son los originales, por lo tanto, centenarios.
En diferentes áreas del cementerio podemos encontrar esculturas que, lamentablemente, muestran agujeros de balazos producidos en la Guerra Civil.
A pesar de lo que podamos creer, en el siglo XIX el sistema preferido para el enterramiento era en nichos, es decir, fuera de la tierra. Era el lugar exclusivos de las clases adineradas.

Evidentemente, entre los personajes enterrados en este cementerio encontramos importantes personalidades del siglo XIX. Hay que destacar que el cementerio sigue siendo utilizado para enterramientos actualmente.

Cristóbal Oudrid (1825-1877)

Tumba de Cristóbal Oudrid

Famoso compositor de zarzuelas, entre ellas ‘El Molinero de Subiza’ y ‘Los Sitios de Zaragoza.’
Se trata en este caso de una tumba imitando el estilo rústico.
Se han tallado flores entre las piedras, incluso se han colocado unas piedras encima de un pergamino tallado para que no se «vuele».

Panteón de Hombres Ilustres

Se encuentra sobre un terreno adquirido por el Ministerio de Fomento en 1884 para traer a aquellos hombres importantes que tuvieron que abandonar España por «afrancesados» y murieron fuera del país.

Panteón de hombres ilustres

Se trata de Meléndez Valdés, Moratín y Donoso Cortés. En un principio estuvo también la tumba de Goya hasta que se le trasladó a la Ermita de San Antonio en 1919.
En lo alto, a 8 m, se encuentra una figura representando a la Fama. En la mano lleva una trompeta con la que declama las maravillas realizadas por aquellos cuyas tumbas corona.
En los cuatro lados podemos ver los retratos de los cuatro hombres ilustres con laureles y el escudo de la respectiva ciudad de nacimiento.
Hay también cuatro ángeles alusivos a la comedia, la elocuencia, la pintura y la música.

Panteón Amboage

Panteón de los Marqueses de Amboage

 

Ramón Plá y Monge, marqués de Amboage nació en 1823 en Ferrol. Emigró muy joven a Cuba. Parece ser que por aquel entonces era frecuente tanto por la mala situación económica del país como también para eludir el largo servicio militar. Se cuenta que en Cuba tuvo un negocio de ferretería y colaboró en la fundación de empresas de alumbrado de gas. El éxito en estos negocios le permitió alcanzar una posición desahogada.
Ramón Plá y Monge creó posteriormente una Fundación para evitar que tuvieran que hacer el servicio militar los hijos de personas modestas.
Se casó con Amalia Tresi Tresi. Viajaron por diferentes partes del mundo hasta que se afincaron en Madrid.
Enviudó y se volvió a casar en 1879 con Faustina Peñalver y Fauste.
En 1880 comenzó a construir un palacete, actualmente sede de la embajada de Italia.
Le fue concedido el título de marqués por el papa.
El panteón fue realizado por Arturo Mélida, autor tambien del proyecto y del pedestal del monumento a Colón en Madrid.
El panteón es de estilo gótico clásico. En el interior hay bóvedas. Todo es obra de Mélida, incluyendo los dibujos base para las vidrieras, mosaícos del interior, los trabajos en hierro fundido, etc.

Panteón Godía

Panteón de Francisco Godía Petriz

El escultor de la obra es Alfredo Felices. Se realizó en vida de Godía siguiendo sus instrucciones. Representa el paso de la vida terrenal a la eterna. Está realizado en hormigón. El cuerpo no se encuentra en el férretro, sino en la cripta.

Enrique de Borbón

Tumba de Enrique de Borbón, muerto en duelo con el Duque de Montpensier

Era el hermano de Francisco de Asis, marido de Isabel II. Se cuenta…. que Isabel hubiera preferido casarse con él, antes que con Francisco, pero también se dice… que la reina María Cristina pensaba que Isabel no viviría mucho tiempo por su delicada salud, por lo que tampoco se esmeró mucho en la búsqueda de marido y pensó más en aplacar las exigencias de las monarquías restantes.  Por otro lado prefirió  casar a su segunda hija, Luisa Fernanda, con Antonio de Orleans, duque de Montpensier pensando quizás que en un futuro no muy lejano asumirían la regencia del país. En 1868 se produjo la Revolución Gloriosa que obigó a Isabel II a exiliarse a Francia. Montpensier pensaba que había llegado su momento, pero cómo era de esperar hubo reticencias. Y llega el 10 de marzo de 1870. En ese día en el periódico ‘La Época’ Enrique de Borbón, enemigo acérrimo del duque, publicó un artíclo en el que, entre otras cosas, le llamó ‘hinchado pastelero francés’. El duque, ni corto ni perezoso, le retó a un duelo que tuvo lugar en Carabancel dos días después. Y el duque mató a Enrique. Con eso se esfumaron sus posibilidades de ser algún día rey de España. Y Enrique está en este triste nicho en el cementerio de San Isidro.

La Fornarina

Tumba de ‘La Fornarina’.

Consuelo Vello Cano , más conocida como ‘La Fornarina‘ fue una famosa cupletista. Su corta carrera musical, sólo 15 años, fue de gran éxito. Actuó también en Lisboa, Oporto, París, Londres, Montecarlo y San Petersburgo. En 1909 estrenó la canción ‘Clavelitos’. Murió a los 31 años y durante mucho tiempo siempre hubo flores frescas en su tumba. La escultura del ángel perdió la cabeza en la Guerra Civil. Hace unos años se limpió y arregló la tumba, aunque evidentemente, la cabeza del ángel sigue en paradero desconocido.

Marqués de Salamanca

Tumba del Marqués de Salamanca

Hoy en día el Marqués de Salamanca suele ser un personaje muy criticado por sus actividades financieras, no siempre limpias del todo. Sin embargo a mi me sigue pareciendo un personaje fascinante y que, si hubiera vivido en otro pais, posiblemente sería mucho más famosos. Igual le habrían hecho ya un musical….
Su tumba es muy sencilla y pasa completamente desapercibida, tan desapercibida que en el cementerio de San Isidro ni siquiera sabían que estaba alli.

Esto es lo que pone en la lápida:

La señora Doña Petronila Livermoore, Primera Marquesa de Salamanca
4 Julio 1866
El niño José de Salamancay Hurtado de Zaldivar
10 Abril 1872

y sobre la tumba:

El Excmo Sr. D. José de Salamanca y Mayorl, Conde los Llanos, Grande de España de Primera Clase, Primer Marqués de Salamanca
21 Enero 1883
y sus nietos
José de Salamanca y Hurtado de Zaldivar que falleció en esta Corte del 10 de enero de 1886

El Excmo Sr. D. Fernando de Salamanca y Hurtado de Zaldivar, Conde de los Llanos que falleció en esta Corte el 4 de abril de 1921.

R.I.P.

Si os animáis a visitar el cementerio y pasáis por su tumba, por favor, no dejéis de darle mis saludos.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.